Se amplía la demanda contra Oltra por obligar a la familia a ‘tutelar’ a una niña a la que no se le permite visitar o ver a su hermano


Actualizado

Los abuelos de los niños explican que el ministerio insistió en que retiraran la denuncia para que se pudiera iniciar un cronograma de visitas. Juez permite a familia ampliar denuncia por coacciones contra exvicepresidenta y otros altos cargos de Igualdad

Protesta este jueves frente a la Ciudad de la Justicia sobre la postura del ministerio.
Protesta este jueves frente a la Ciudad de la Justicia sobre la posición del ministerio.JUAN MART

los El Juzgado número 3 de Castellón ha concedido la prórroga del recurso quien hace unos meses presentó una la familia castellon contra la exvicepresidenta del Consell Mónica Oltra, así como otros altos cargos y técnicos del Ministerio de Igualdad y Políticas Inclusivas por los presuntos delitos de Detención ilegal, evasión y obstrucción de la justicia, a lo que ahora se suma el de la coacción. La denuncia también afecta al delegado Luis Gómez; la exdiputada Carmen Fenollosa; María Jesús Fernández, encargada del área de familias y adopciones, así como la trabajadora social Nuria Del Río.

Las razones fueron que El Ministerio no reconoció a los abuelos paternos del menor, Carmen Montao y Juan Francisco Guijarro, para la adopción de su nieta, quien actualmente está al cuidado de una unidad familiar externa no relacionada. Además, también procesaron a la menor para que no fuera adoptada por quienes, al poco tiempo de nacer, la acogieron con una decisión del Ministerio, y que pueda encontrarse con su hermano que está al cuidado de sus abuelos.

El departamento que ahora dirige Aitana Mas instaría a la familia de la niña a retirar la denuncia para poder acceder a un horario de visitas, una herramienta esencial para conocer a los hermanos. En cambio, la familia se niega y ahora van el próximo jueves 28 de este mes de julio para visionado en el que solicitarán al juez medidas de protección urgentes en este sentido.

Los hechos se remontan a 2017.año en el que comienza el pulso, primero administrativo y luego judicial, para hacerse cargo de la tutela del menor, desde entonces, concretamente el 1 de diciembre de 2017, cuando nace en Castellón la niña, hija de DG (sus padres son los demandantes) y CJ En el momento del nacimiento el padre no se encontraba presente en Castellón, habiendo abandonado la provincia para residir temporalmente en Cataluña por problemas personales. Sin su pareja, la madre CJ dio a luz a su hija en un hospital de Castellón. Un mes después del nacimiento, el ministerio que dirige Oltra decidió el 2 de enero de 2018 anunciar en una situación de abandono del recién nacido, así como criarlo en una familia fuera del entorno padres biológicos.

La propia madre se opuso. desde el inicio hasta el traslado del menor a una familia de acogida y pronto se unieron los abuelos a la misma petición con escritos sin respuesta a la representación territorial del Ministerio para hacerse cargo de la tutela y cuidado de su recién nacido. En medio del silencio de la administración, en 2018 comenzó una batalla judicial contra las medidas de protección que el ministerio había adoptado para mantener al bebé en manos de una familia no relacionada.

Pero el juzgado de primera instancia número 7 falló en 2019 a favor de los demandantes, sosteniendo que se debió privilegiar como receptora a la familia biológica de ambos padres. de la protección del menor frente a la alternativa de una unidad de acogimiento sin vínculo familiar. Además, el juez reconoció que la Conselleria no realizó un examen de la evolución de la familia ni de la capacidad para cumplir los deberes paternos.

Este la decisión del ministerio fue anulada por un fallo quien accedió a la tutela con fines de adopción e hizo un llamado al departamento, dirigido por Oltra, para desarrollar un plan de intervención familiar destinado a reintegrar a la bebé a su familia inmediata.

Sin embargo, el ministerio nunca cumplió con la orden judicial.. En cambio, apeló y primero el Tribunal de Distrito y luego el Tribunal Supremo confirmaron la decisión del tribunal de primera instancia a favor de los demandantes con una sentencia definitiva.

Por ello, los abuelos acompañados de familiares y otras personas Protestaron este jueves ante la puerta de la Ciudad de la Justicia por lo que consideran un tratos ilegítimos en los procedimientos de crianza y adopción de menores. En un comunicado, explicaron que el ministerio se negaba a cumplir con los fallos judiciales dictados durante los últimos cuatro años y que accedieron a que se anularan sus acciones. También se niega a cumplir a pesar de las órdenes judiciales.

La familia del menor insiste en ello se necesita una justicia flexible, eficiente y fuerte, que es capaz de tomar decisiones audaces y firmes. Pedimos también a la fiscalía que actúe, que cumpla con sus funciones con seriedad, decisión y eficacia.

Según los criterios de

El proyecto de confianza

sé más



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *