La bala perdida del Hell’s Angel de Marbella que mató a un DJ inocente



La familia de la víctima quiere 11 años y medio de prisión para el presunto asesino que disparó tres tiros al aire durante una fiesta en una villa. El caso dependía del único testigo que se atrevió a declarar y que había que proteger. Los treinta invitados que lo vieron se apartaronléelo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *