La Generalitat acostumbra de urgencia a los directores de los centros donde todavía se aplica el 25% español


Actualizado

El concejal Josep Gonzlez-Cambray se reúne mañana con los responsables que han recibido sentencias judiciales para implantar el porcentaje lingüístico

José González
Josep González-Cambray y Pere Aragonés.EP

Puedo confirmar que ningún centro aplica porcentajes en la formación de idiomas ni del 25% de español”. Con estas palabras, el regidor catalán inauguró el presente curso académico Josep González-Cambre y para este propósito funciona.

El titular del departamento de educación general ha citado de urgencia a los directores de las escuelas que han recibido una orden judicial para ejecutar la sentencia de Tribunal Supremo de Cataluña (TSJC), que obliga a que al menos el 25% de las horas de clase se impartan en español.

En la reunión, que se realizará mañana, se anunció por Asamblea para una escuela bilingüe (AEB), el consejero pretende convencer a los responsables de los centros de que no ejecuten la decisión y se guíen por la nueva normativa autonómica, con la que el Gobierno evita por el momento el cumplimiento de la sentencia, que ha sido firme desde su inicio enero pasado.

a pesar de que Corte Constitucional Todavía queda por investigar si violan algunos preceptos de la Carta Magna, el embargo levantado contra la decisión judicial lo constituyen el decreto gubernamental ley sobre proyectos lingüísticos en los centros educativos y la ley sobre el uso y estudio de las lenguas oficiales en los no universitarios. enseñanza, que el Parlamento aprobó en junio con los votos de PSC, Esquerra Republicana, Juntos por Cataluña Y En Com Podem. La primera regla establece expresamente la no aplicación de parámetros numéricos, proporciones o porcentajes en la enseñanza y uso de las lenguas, mientras que la segunda establece el catalán como lengua de «auto» y el castellano como lengua de «aprendizaje».

La AEB condena la «presión» que quiere ejercer Cambray sobre los 27 centros afectados por sentencias judiciales. En concreto, según los datos de esta entidad, son nueve los consejeros que, a este comienzo de curso, ya se han desentendido de la decisión del TSSS. Con esta reunión iban a asistir también verificación de la educación y los servicios jurídicos de la Generalitat, Cambray intenta tranquilizarlos en caso de incumplimiento y convencer al resto de que deben ejecutar las órdenes del Ministerio.

Fuentes educativas consultadas por este periódico no han confirmado la invitación para la reunión, que en todo caso formará parte de la agenda personal del consejero, según ha precisado.

Según los criterios de

El proyecto de confianza

sé más



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.